Pollo Asado con Manzana

  • Pollo Asado

    Pollo Asado

  • Pollo Asado con Cerveza

    Pollo Asado con Cerveza

  • Pollo Asado con Patatas

    Pollo Asado con Patatas

  • Pollo Asado con Verduras

    Pollo Asado con Verduras

  • Pollo Asado con Nueces

    Pollo Asado con Nueces

  • "Pollo Asado con Manzana"

    Pollo Asado con ManzanaUna de las recetas más sabrosas de todas las que os proponemos es esta con la que hacer un rico y completo pollo asado con manzana. Es una receta con poca dificultad de preparación que te recomendamos preparar con nuestras indicaciones.
    • Estrella Completa
    • Estrella Completa
    • Estrella Completa
    • Estrella Completa
    • Estrella Media
    • 4.6/5
    • 125 votos

    Receta de Pollo Asado con Manzana

    Esta receta de pollo asado con manzana es una de las más sabrosas que puedes preparar, además es una receta sin demasiada complicación que podrás hacer en poco tiempo. Sigue nuestras indicaciones y verás cómo triunfas con ella.




    Ingredientes de Pollo Asado con Manzana:

    - Un pollo entero
    - Un par de patatas
    - Tres manzanas grandes
    - 150 gramos de ciruelas pasa
    - 100 gramos de pasas sin hueso
    - 150 ml de caldo de pollo
    - 100 ml de vino dulce
    - Sal
    - Pimienta negra molida
    - Aceite de oliva virgen





    Preparación de Pollo Asado con Manzana:

    Esta receta es una de las que más nos gusta preparar en casa, ya que la guarnición resulta de lo más sabrosa y combina perfectamente con el pollo asado. Como ya os hemos indicado en otras recetas, el pollo asado se puede preparar de forma más correcta en una parrilla a la brasa o en un barbacoa, pero si no tenemos esa posibilidad se puede recurrir al horno de la cocina, bien usando el girador de pollos central si lo tiene, o bien en la bandeja de toda la vida, volteando el pollo cada cierto tiempo para conseguir un asado uniforme.

    Para esta receta emplearemos un pollo entero, que podemos comprar más o menos grande en función de los comensales que tengamos ese día. La guarnición igualmente podemos ajustarla por si necesitamos hacer más cantidad, aunque con la que os indicamos en la lista de ingredientes podéis servir fácilmente a 4 comensales. El pollo lo dejamos bien limpio por fuera y por dentro, quitándole todo lo que nos sobre y pasándolo bajo el grifo para lavarlo con agua y quitar toda la suciedad que tuviera. Lo dejamos escurrir y lo salpimentamos bien, tanto por fuera como por el interior.

    Y a continuación vamos a lavar las patatas, las pelamos y las cortamos en rodajas, que sean similares de grosor, sobre un centímetro más o menos, de forma que no queden duras tras hornearlas. Pelamos las manzanas y las cortamos en trozos, ya sea en forma de daditos o bien en rodajas o láminas, que sean de un grosor algo mayor que el que le dimos a las rodajas de patatas, ya que la manzana se ablanda antes que las patatas una vez se horneen, así evitamos que queden demasiado pasadas.

    Colocamos las patatas y las manzanas en una bandeja o fuente de horno previamente engrasada con aceite de oliva, en la que vayamos a cocinar el pollo, en caso de no pincharlo en la varilla giratoria, ya que en ese caso la guarnición se hornearía en la bandeja, al mismo tiempo, pero por separado. Echamos un poco de sal por encima y a continuación agregamos el vino dulce y el caldo de pollo, que puede ser comprado en el supermercado o que hayamos hecho casero previamente, incluso podemos diluir una pastilla de caldo concentrado en agua, como prefieras.

    Ponemos el horno a precalentar a 200ºC, para que mientras finalizamos con la preparación alcance esa temperatura para poder hacer ya el pollo. Una vez el horno esté listo, vamos a meter la bandeja y dejamos hornear hasta que el pollo quede bien doradito por fuera, sobre unos 35 o 40 minutos más o menos, tiempo que puede variar un poco según el horno y el tamaño del pollo empleado. Entonces vamos a dar la vuelta al mismo y lo dejamos que se dore la de misma forma por el otro lado, y echamos en la bandeja las pasas y las ciruelas pasa.

    Si al dar la vuelta al pollo vemos que la guarnición lo necesita, la removemos un poco para que no se queme la parte de arriba, y después mantenemos a la misma temperatura el horno hasta que el pollo se cocine bien por la otra parte. Una vez esté bien asado por fuera debe estar bien cocinado por dentro, y la guarnición estará tierna, así que en ese momento sacamos la bandeja del horno y servimos bien caliente nuestro pollo al horno con manzana, acompañado de una buena cantidad de la guarnición, con la que tendremos un plato muy completo y realmente sabroso que os va a encantar.









    Comentarios

      Deja un comentario

      Nota: Los comentarios de esta web reflejan las opiniones de sus propios autores, y no necesariamente reflejan la opinión de la misma. Para ayudar al mantener un ambiente cordial y amigable dentro de nuestra comunidad, abstenganse de escribir insultos, expresiones vulgares, etc.

      En esta web los comentarios son moderados antes de ser publicados

      Comentario enviado. Se publicará una vez moderado